Box
Conectarse
Nombre de Usuario:
Contraseña:
Entrar automáticamente en cada visita: 
:: Recuperar mi contraseña
Pasad el mouse

Links Importantes

Últimos temas
» The Dark Circle {Elite}
Jue Ago 13, 2015 9:56 pm por Valkyria Skuld

» True History of Hogwarts [Afiliación Élite]
Jue Ago 13, 2015 9:56 pm por Valkyria Skuld

» En el agua claro, que brota en la fuente {Libre}
Vie Mar 13, 2015 3:42 am por Cateline

» La Pluma y la Ficción [Afiliación-Normal]
Miér Mar 11, 2015 6:54 pm por Valkyria Skuld

» Directrices de Vossed
Lun Feb 16, 2015 4:02 am por Ilúvatar


El ultimo cosmos 50x50 Rise of Polaris Amaranth The true history of Hogwarts

DIRECTORIOS
50x50



• ESTACIÓN •

-INVIERNO
- Duración: 10 meses
- Diosa: Hathor
- Precipitaciones: 850 mm.
- Máx. /mín. temperatura:
Diurna: 28/20ºC
Nocturna: 16/8ºC

contador de visitas
Contador de visitantes en Vossed Invitado


Comparte | 
 

 Viejos tiempos II (de Antony Dolohov)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
avatar
Galafor Belfort
Templario
Cantidad de envíos : 58
Fecha de inscripción : 01/04/2011
Edad : 26
Localización : Por el mundo

Hoja del Personaje
Profesión:
Raza: HUMANOS
Estatus Social:
MensajeTema: Viejos tiempos II (de Antony Dolohov)   Sáb Feb 23, 2013 9:39 am

En mi batallón de locos no todos era desenfreno y locura como ya se puede suponer en el primero capítulo de estas infaustas memorias. Chinpukilla era miembro de nuestro nutrido grupo de locos y se nos unió a mediados de un siglo oscuro para nosotros los hombres lobo. Decía venir de una tierra aun no descubierta y lo cierto es que ni los mas entendidos en acento eran capaces de localizar. Ni siquiera yo podía intuir siquiera de donde era la tierra de esa loba tan sabia y tranquila que compartía en común conmigo el gusto por la naturaleza. Sentía verdadera aberración por el maltrato animal a causa de los humanos. En la defensa del territorio era en cambio mas moderada y menos explosiva en lo que a argumentación se refiere. Todas sus acciones estaban basadas en la palabra y era una excelente comunicadora. Llamaba a la paciencia cuando había que calmar los nervios y a la revuelta cuando había que enardecer al enemigo. Era una aliada excelente a la hora de llevar a cabo tratos (sí, a veces hacíamos tratos...el 1% de las ocasiones(. En los tiempos de hoy día podría ser una excelente consejera de interior, médico o meteoróloga. Era verdaderamente hábil calculando cuando llovería, cuanto, como, de que dirección. Lo mismo con el sol, las nevadas, las tormentas, las avalanchas de nieve, los corrimientos de tierra... Era impecable en esa tarea y mas de una vez ha dicho las palabras justas para poder llevar algo de calma a lo que parecía una revuelta por el botín.

Su punto fuerte en lo relativo a lo físico era esos bonitos ojos violetas que llevaba consigo a todas partes y que parecían ver mas allá de toda la piel (o pelaje), músculo o huesos. En medio de todo eso se podía decir que su pelaje era lo mas bello que uno se podía echar al hocico. Miraba mas allá de cualquier alma humana que residiera en el interior de cualquiera de nosotros. Si bien se equivocó una vez y dijo que yo tenía humanidad, eso fue el despepite general durante una buena temporada. Por parte de mis subalternos, porque en aquella época y en la actual odio la humanidad de una forma que no tiene cabida en el mundo de la imaginación. Ella me dijo en cierta ocasión algo que no olvidaré pero que trato de no recordar. Algo sobre misericordia y sobre la verdad, sobre mujeres y niños... un sin sentido para mi en ese momento. En el momento de hoy, muchos siglos después de darle vueltas durante noches enteras en esos momentos de quietud que veces duraban semanas, empiezo a vislumbrar algo y la situación me parece preocupante. Esa mujer era todo espíritu desde luego porque en lo físico solamente se ha podido destacar su mirada.

En lo relativo a nuestra relación, no se podría decir que tuviéramos nunca nada serio, En su forma mas humana era verdaderamente bella desde luego y mas de un aspecto se podía destacar en lo físico si nos vamos al terreno amatorio pero la verdad es que cualquier detalle que se de destrozaría la imagen de este ser mas allá de cualquier época en la que se podría haber labrado mil futuros y haber conquistado miles de metas. Le perdió la humildad. Nunca entendí como es que se dedicaba a los mas pobres y desfavorecidos cuando yo no miraba o estaba ocupado saqueando el otro extremo de la ciudad. Cuantas quejas llegaron de mis subalternos y cuantas veces les dí un par de mordiscos a modo de ´´no ves que estoy violando a esta mujer? déjame en paz´´. Un mordisco tiene un gran mensaje a veces. Así como Adolph me enseñó muchas cosas sobre el arte y la cultura, en las manos de Chinpukilla estuvo en entrenarme en los conocimientos de las plantas medicinales que había dejado aparcado hace unos cuantos siglos en un castillo de un país llamado Rusia. Ella y Adolph también se llevaban bien y mas de una vez había aprendido el uno del otro, una práctica no muy utilizada entre el resto del batallón. Eran buenos profesores.

A su forma de combatir no hay que ponerle pegas ya que ella era muy territorial y la verdad es que cuando se agenciaba una zona se la agenciaba, eso saqué o de ella y de otros canes de la guerra. El celo por lo que consideraba suyo era extremo. larga lucha tuvimos una vez por... bueno por ciertos vienes materiales que no diré. En la carrera era rápida y se le veía un rostro distinto casi completamente cuando corría que cuando luchaba. Se veía su rostro relajado, casi feliz, no veías a una bestia sedienta de sangre pero en cuanto los colmillos se hincaban ya salía esa bestia feroz que eramos todos en el fondo y la superficie. Era feroz y temible en el cuerpo a cuerpo y odiaba por encima de todo la evolución de los tiempos. Como se puso cuando un granjero intentó matarla con lo que era en toda su apariencia uno de los primeros rifles de la historia. Algo dijo en una lengua extraña en ese momento con el hocico todo lleno de sangre. Algo sobre apocalipsis y demás. Nos reímos un rato aquel día porque no sabíamos que esa extraña loba fuera tan creyente de esas tonterías bíblicas.

Cuan horrible pérdida para la sabiduría del mundo fue la caída en muerte de ese ser tan profundo como el mar mas inmenso y mas hondo, de espíritu tan alto como el vuelo del mas audaz halcón. El recuerdo de su voz viene a veces en las noches mas claras, como lo era su mente, cuando me quedo quieto y callado. En realidad no creo en los fantasmas pero si ella me hubiera dicho hace mucho que nunca moriría que se quedaría a mi lado, yo le creería y hasta le haría hueco en la mesa cada vez que comiera en medio de mi soledad.

Spoiler:
 
Volver arriba Ir abajo
 

Viejos tiempos II (de Antony Dolohov)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.

 Temas similares

-
» quien recuerda esos viejos tiempos ?
» Grandes Orquestas de todos los tiempos
» Consejos para tener trabajo en tiempos de crisis
» Instrucción sobre tacografos, tiempos de conducción y descanso
» Fuera viejos, no son rentables para el Capitalismo

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
 :: Ѯ Off Topic Ѯ :: Relatos Sistrales-